Don Aurelien Puebla
370
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-370,ajax_fade,page_not_loaded,,select-child-theme-ver-1.0.0,select-theme-ver-3.7,vertical_menu_enabled,paspartu_enabled,menu-animation-line-through,side_area_uncovered,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.5,vc_responsive
  • Don Aurelien Puebla
  • Don Aurelien Puebla, antes

Don Aurelien Puebla

A este aparador he querido ponerle un nombre importante, con fuerza, soy consciente de que esto no es suficiente para que olvide que un día fue abandonado… .
Aurelien Puebla y yo nos conocimos en la calle, él estaba solito justo al lado de un contenedor repleto de alfombras rotas y colchones sucios. Me pareció tan injusto que un mueble con ese porte acabara en la basura que llame a Jesús (mi vecino), sabía que él me echaría una mano. Con mucho cuidado lo cargamos a hombros y unas semanas después se convirtió en la estrella de su nueva casa.